Juegos parecidos a Los Sims

El abanico de los simuladores sociales se ha ampliado desde la llegada de Los Sims, y esto es lo mejor que puedes encontrar.

Aunque está más que claro que Los Sims marcaron un antes y un después en el panorama de los videojuegos, no hay que olvidar que no son la única propuesta que es capaz de añadir un componente lúdico a las rutinas y obligaciones diarias. Los simuladores sociales han estado surgiendo en cantidad durante los últimos años, y algunos además poseen una calidad realmente envidiable.

Juegos parecidos a Los Sims

Hay algunos títulos que son capaces de mirar cara a cara al simulador de EA por excelencia y a su entrega más reciente, Los Sims 4, a través de una propuesta mucho más fresca, variada y diferente. Por eso, y porque queremos demostrar que hay todo un horizonte más allá de la franquicia de esta compañía, vamos a repasar cuáles son los mejores juegos parecidos a Los Sims.

En esta lista hay de todo, desde títulos para móviles que son réplicas casi exactas hasta otros para consolas portátiles que se alejan muchísimo del concepto, pero que mantienen la importancia de la interacción social y el papel de actor/observador del jugador. Si necesitas un cambio de aires con respecto a Los Sims, pero te gusta su fórmula, no te pierdas ni uno de los que vamos a mencionar.

Virtual Families - PC/Android/iOS

Puede que este sea el caso más parecido a Los Sims. Con tan solo echar un vistazo a cualquier captura o a su gameplay, queda claro de dónde cogieron la inspiración sus creadores al construir el videojuego. Perspectiva aérea, personajes que interactúan entre ellos y con su entorno y que, además, tienen necesidades básicas que satisfacer para seguir adelante en su día a día, como cualquier persona normal.

Disponible también en teléfonos móviles y tablets, Virtual Families logra alejarse un poco del concepto del videojuego de Maxis y EA añadiendo varias mecánicas que son bastante interesantes para los jugadores.
Aquí, puedes convencer a otros personajes para que tengan hijos, aventurarte en eventos de lo más disparatado o hasta trabajar duro para ascender cumpliento unas metas determinadas en tu trabajo virtual.

Su objetivo es ofrecer la clásica experiencia de simulador social, pero añadiendo nuevos conceptos como puzles, un sistema de linajes familiares y muchas más opciones que lo convierten en una de las alternativas más interesantes a Los Sims. Y lo mejor de todo es que, además, puedes jugar desde tu teléfono sin problemas gracias a un control táctil perfectamente implementado.

Avakin Life - iOS/Android

Avakin Life es una propuesta pensada única y exclusivamente para jugadores de smartphones y tablets. Bajo el eslogan de “tu mundo, tus decisiones”, se centra en ofrecer una interacción máxima con jugadores de todo el mundo. Esta vez, se aboga por una perspectiva en tercera persona que permite a los usuarios moverse con total libertad por las diferentes salas disponibles, acumulando puntos para subir de nivel y desbloquear nuevos objetos, decoración y complementos para tu personaje.

Su estructura es bastante diferente, dado el tipo de plataforma al que está destinado. Desde un menú principal, eliges a qué salas acceder y, en función de ellas, tendrás disponible un tipo de interacción distinto. Puedes ir a puntos sociales para conectar con otros usuarios que estén jugando al mismo momento, ir a tus apartamentos para mejorarlos o simplemente pasar las horas muertas, visitar los de otros jugadores para compartir esas horas con ellos o escoger entre otras muchas opciones.

Todo aquí lleva a la interacción entre jugadores, a la obtención de recompensas por acumular puntos haciendo determinadas tareas y al disfrute tanto en solitario como en compañía. Su alto grado de interacciones y sus gráficos, mucho más avanzados que los de otros tantos simuladores, son sus puntos más fuertes.

Tomodachi Life - Nintendo 3DS

El término “Tomodachi” significa “amigo” en japonés. Sabiendo eso, ya se puede intuir de qué trata Tomodachi Life. Este videojuego de Nintendo 3DS, lanzado en abril de 2013, es quizá el que tenga el parentesco más lejano con respecto a Los Sims por aspecto, por mecánicas e incluso por planteamiento. Sin embargo, mantiene el carácter social y la interacción entre personajes como su mecánica principal.

Es tremendamente simple, de hecho apenas hay que preocuparse por los quehaceres diarios. Tu objetivo aquí es simplemente disfrutar y pasarlo bien haciendo lo que se te ocurra.
Puedes inventarte letras de canciones para que los Mii, esos personajillos cabezones que aparecen, bailen al ritmo con coreografías a elegir; tienes la opción de forjar amistades y relaciones con otros personajes creados por tus amigos o simplemente descubrir todo lo que se esconde en esta curiosa isla.

Uno de los puntos más importantes es que aquí la mayoría de las acciones vienen determinadas por el carácter con el que hayas definido previamente a tu personaje. Si los haces a tu imagen y semejanza, puede que te lleves más de una sorpresa con las reacciones que tenga en determinadas situaciones. Para experimentar y probar es bastante bueno.

The Movies - PC

Luces, cámara, ¡acción! The Movies es un título que parte de la idea de la simulación, pero que acaba en unos derroteros bastante diferentes. Tu tarea principal aquí no es vivir el día a día y tratar de crecer tanto a nivel social como económico, o simplemente experimentar; tu objetivo aquí es tratar de llevar a cabo las mejores producciones de cine para ser uno de los mejores cineastas del mundo.

Contratar personal, escoger guiones, elaborar películas desde cero y gestionar todo lo relacionado con un largometraje es lo que compone el núcleo jugable en este título. Lo más destacable de todo es que cada jugador tiene libertad de afrontarlo a su manera, con multitud de opciones entre las que elegir y un sistema de crecimiento con el que se van desbloqueando más material, personal y hasta trajes y tecnología para hacer las películas más taquilleras.

Pone sobre la mesa muchas variables con las que tratar, muchos desafíos a superar para conseguir ese crecimiento tan deseado a la hora de hacer grandes producciones. Son retos tan exigentes como divertidos y variados, que sirven para mantener siempre la rueda en movimiento y seguir “picando” al jugador para invertir más horas en busca de una nueva meta a alcanzar.

Youtubers Life - iOS/Android/PC/PS4/Switch/Xbox One

Si siempre has tenido curiosidad por saber cómo puede ser la vida de un creador de contenido para YouTube, Youtubers Life es el juego que estás buscando. Aquí vemos una mezcla de géneros entre los tradicionales simuladores sociales y los tycoon que tanto hemos podido ver en títulos dedicados a gestionar parques temáticos, hospitales y otros grandes centros.

La premisa principal de este videojuego es combinar la vida social con la vida de un youtuber, tal y como indica su nombre. No solo tienes que preocuparte por vivir el día a día, también tienes que dejar margen para elaborar vídeos y publicarlos, además de esforzarte por hacer que sean interesantes y logren captar a cada vez más usuarios.

Compra de materiales, contratos con empresas, fiestas en las que grabar para futuros vlogs, análisis de tendencias, trato con los fans... Hay muchísimos aspectos a explorar en este juego, dotándolo de una profundidad bastante inusual y extraña para la sensación que transmite a primera vista. Saber gestionarlo todo y no perderse entre opciones y cosas por hacer no es tarea fácil, pero da una satisfacción que genera incluso adicción. Cuidado con este, que es mucho más de lo que aparenta.

Animal Crossing: Pocket Camp - iOS/Android

¿Te imaginas vivir en pleno campo, disfrutar del aire libre y montar un campamento que sea la envidia de todos tus vecinos? Esa es la idea de Animal Crossing: Pocket Camp. Este juego para móviles, heredero de toda la franquicia Animal Crossing vista durante la última década en consolas Nintendo, recoge el testigo de todos los anteriores para ofrecer algo que encaja mucho más con la experiencia en smartphones.

Puedes generar amistades con otros usuarios, mejorar tu relación con los simpáticos personajes del juego (todos ellos animales capaces de hablar) y, sobre todo, salir fuera para atrapar bichos, recolectar fruta, pescar o incluso picar en minas para obtener recursos. Estos son necesarios para comprar objetos decorativos, muebles o incluso más espacio para hacer un campamento de infarto, en el que reunir a cada vez más animalitos para que compartan sus horas contigo.

Es un juego que desprende mucha calma y que, además, posee un carisma bastante remarcable. Solo el hecho de poder escuchar cómo habla cada personaje, los juegos de palabras que hay en todo momento y la tranquilidad de pasear por este campo virtual haciendo lo que te apetezca es algo que le da un aire diferente y que, además, engancha bastante.